Dando el cante con Inma La Bruja

Espectáculo pasado

Si deseas contratar este espectáculo escribe a produccion@teatrodelbarrio.com, o llama al teléfono 91 084 36 92.

Ficha artística

Inma “la Bruja”: Inma Pérez Quirós
Guitarrista “Misisipi”: Pedro Barragán
Dirección: Belén Candil
Texto: Inma Pérez Quirós
Adaptación texto: Antonio Álamo
Música: Pedro Barragán
Diseño luz: Manu Madueño
Comunicación: Sofía Aguilar
Fotografía: Gerardo Sanz
Diseño gráfico: Salvador Gil
Producción y distribución: Sofía Aguilar

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Sinopsis

Inma “La Bruja” crea este espectáculo a su imagen y semejanza: lucidez, sinceridad y humor conducen por un recorrido sorprendente dibujado por su voz.
El público se sumerge en un viaje que le traslada a situaciones por todos reconocibles, pero que ahora se presentan envueltas en surrealismo e ironía.
Nos vamos adentrando en un mundo personal, inequívocamente femenino, en el que armoniza elementos populares y reflexiones cultas con las más transgresoras vanguardias.
Su voz, plena de matices, va salpicando el monólogo de cantes, ilustrando sus reflexiones de una forma visceral. Un escenario sin pretensiones que ayuda a engrandecer la palabra y la música, realzando sin distorsiones un discurso, que introduce elementos del surrealismo en un contexto de aparente lenguaje popular.
Pronto descubre el espectador un fondo de brillante humor e inteligencia, donde subyacen reflexiones de universal alcance.
Dando el cante es un viaje lleno de descubrimientos: en una barbacoa conocemos las diferencias entre el amor “cari cari” y el amor intelectual, en Madrid descubrimos el mundo de las terapias, con los chacras entreabiertos, la memoria genética retrocede al momento en que un espermatozoide superó su primer casting. Su viaje continúa en un plató valenciano, donde al sentir el dolor de la horquilla que le hinca la peluquera, se sumerge en un viaje interior y presencia las conversaciones que mantiene el intestino con el corazón, habla con los neurotransmisores y se horroriza al descubrir que segregan una especie de "droga", mientras un alegre buzo la saluda desde los ríos alegres de su venas.
Los compañeros de viaje de la Bruja, además del humor, son sus cantes y Missisipi, inseparable guitarrista convertido en personaje que antes las desconcertantes preguntas de “la Bruja” solo articula el vocablo “uno”.
DANDO EL CANTE nos sumerge en un mundo mágico, no exento de verdad, configurado con una línea de discurso que sorprende divierte y emociona.

GALERÍA

PRENSA

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *