El lector desmemoriado, de Carlos Taibo

Fechas y Horarios

lunes 19 abril

19:30h

Precios

Entrada libre previa reserva.

COMPRAR ENTRADAS

Si quieres regalar entradas, selecciona aquí tu tarjeta regalo

Negra Ediciones y su editor César Älvarez presentan “El Lector desmemoriado” de Carlos Taibo.

 

El inesperado libro de Carlos Taibo nos descubre una faceta que a buen seguro muchos de sus lectores no conocen. Un libro sobre libros, que se interesa por este bien preciado en general y por algunos en particular.

Carlos Taibo quien se autodefine en su cuenta de Twitter como Pensadormanifiestamente sobrevalorado, en visible decadencia intelectual. Cada vez más incómodo en el lugar en el que está,  ha sido hasta 2018 profesor de Ciencia Política y de la Administración en la Universidad Autónoma de Madrid, prolífico autor sobre transiciones en la Europa central y oriental contemporánea y sobre geopolítica.

 

De él dice la wikipedia:

Carlos Taibo es firme partidario del anarquismo, el movimiento antiglobalización, el decrecimiento, la democracia directa y la autogestión. Suya es la frase «La globalización avanza hacia un caos que escapa a todo control». Ha criticado duramente la lógica del crecimiento económico, desligándolo del progreso y bienestar, debido a que el crecimiento económico afecta a todas las esferas: social, económica, política…

Entre sus últimos libros se cuentan “Anarquistas de ultramar”, “Ante el colapso. Por la autogestión y el apoyo mutuo”, “Colapso. Capitalismo terminal, transición ecosocial, ecofascismo” e “Historias antieconómicas”.

 

Sobre el libro:

En estos cien relatos, que unas veces nacen del sentimiento y otras revelan un peculiar sentido del humor, el autor nos desvela sus horizontes lectores, desde sus querencias juveniles hasta su predilección por autores o géneros. En ellos encontramos a Fernando Pessoa, Walter Benjamin, Simone de Beauvoir, José Luis Sampedro, Franz Kafka, Jules Verne, Jorge Luis Borges, Antonio Machado, Silvina Ocampo, Virginia Woolf, Philip Roth y Albert Camus entre otros.

Si fuera cierta su desmemoria !qué vasto universo lector se habrá quedado por el camino del escritor. Pasen y lean¡

«No hay ningún mal en acercarse a un libro en virtud de algún detalle menor. Que luego el libro resulte satisfactorio o, por el contrario, nos defraude es, claro, harina de otro costal. Hay quien, y por ejemplo, se deja llevar por las frases iniciales de las novelas —cuántos lectores no habrán ganado rápidamente, y con mérito irreprochable, Jane Austen, Lev Tolstói y Virginia Woolf—, en la confianza de que sean un augurio de lo mucho bueno que vendrá después.»

«En la conversación entre Eco y Carrière se citaban dos de esas estupideces que, incorporadas al diccionario, me parecieron merecedoras de aprecio. La primera hablaba de un obispo francés que, acaso a finales del XIX, y con ocasión de una homilía, se había permitido afirmar más o menos lo que sigue: «Es sabido que Jesucristo era hijo de Dios. Ciertamente. Pero, además, y esto a menudo se olvida, era de muy buena familia»»

GALERÍA

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?